El pasado fin de semana, varios pobladores lincharon a dos agentes ministeriales, Tulancingo de Bravo, estado de Hidalgo, y uno de ellos falleció. Previamente, los elementos participaron en un operativo en el que aseguraron el combustible de procedencia ilícita.

Más tarde, los agentes acudieron a la localidad de Santa María Asunción para detener a un hombre presuntamente identificado con el tráfico de hidrocarburo.


Te sugerimos: Grupo armado ejecuta a 6 en una fiesta de cumpleaños en Monterrey


Sin embargo, un grupo de personas impidieron la aprehensión del sujeto y retuvieron a los uniformados, a quienes después golpearon y quemaron vivos.

El encargado de la Procuraduría General de Justicia de Hidalgo (PGJH), Santiago Nieto Castillo, confirmó el deceso de uno de los policías, en el hospital del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) de Pachuca.

"Me entristece el fallecimiento de nuestro compañero agente de la División de Investigación Sergio Saavedra Torres, agredido por un grupo de personas en Santa María Asunción, Tulancingo de Bravo, en cumplimiento del deber", lamentó el funcionario estatal.


Te sugerimos: 10 CATRINAS GIGANTES adornan los campos y calles de ATLIXCO, Puebla


Con este incidente, suman dos linchamientos consumados contra un elemento de la PGJH en cuatro años, ambos ocurridos en la región del valle de Tulancingo.

En septiembre de 2018, cuatro personas, entre ellos un agente de investigación de la PGJH fueron quemados vivos por pobladores de la cabecera municipal de Metepec, limítrofe con Tulancingo y Cuautepec.

Temas: